Amplio consenso en la UE para la intervención en los mercados agrarios

Se celebraba una reunión del comité especial de Agricultura -organismo técnico del Consejo, compuesto por los países de la Unión Europea-,  donde se abordaban las medidas que Bruselas  estudia aplicar para hacer frente a la crisis derivada de la invasión a Ucrania en el sector agroalimentario europeo.

Según informa Efe Agro,  salvo “algunas excepciones”, la mayoría de los Estados miembros de la UE apoyaron dichas medidas, entre las que se encuentran la publicación de un informe sobre seguridad alimentaria, la activación de la reserva de crisis, o las ayudas al almacenamiento privado de la carne de porcino. En ese último caso, Bruselas quiere que se pueda poner en marcha cuanto antes.

Recientemente, el comisario europeo de Agricultura, Janusz Wojciechowski,  ya se refirió al almacenamiento privado como una de las medidas excepcionales para contrarrestar los efectos del conflicto y que implica la concesión de ayudas europeas para retirar productos del mercado de forma transitoria para recuperar los precios, con el objetivo de que al reducir la oferta los importes mejoren.

Además de los precios, a España también le preocupa la disponibilidad de las materias primas, por lo que ha pedido a la CE que adopte medidas urgentes que aseguren el abastecimiento en el mercado europeo de los productos más afectados por la guerra en Ucrania, en especial, cereales  y oleaginosas.

Hubo un amplio respaldo de los países miembros tanto a las medidas anunciadas por el ejecutivo en el comité especial de Agricultura como a la propuesta de Francia de utilizar tierras reservadas para producir proteaginosas. Cabe recordar que el país galo es quien preside  el Consejo de la UE hasta finales de junio.

En otro orden de cosas, la reunión también sirvió para que algunos países mostraran sus dudas en cuanto a la consecución de los objetivos del Pacto Verde,  “ya que podrían menoscabar aún más la capacidad de la UE para producir alimentos”.

Asimismo, también se instó a la UE a reducir su dependencia con respecto a ciertos productos de algunos países. Entra las delegaciones que se sumaron a esta petición estaba la española, que manifestó la necesidad de disminuir la dependencia de los piensos alimentarios.

Contenido relacionado:

Flexibilizar los requisitos de importación, propuesta de Planas para facilitar la llegada de cereal

La invasión rusa hace temblar los cimientos del granero de Europa

También puede interesarte

Ir arriba